arias-a1

El fiscal Emiliano Arias salió del caso SQM este martes, tras una reunión en la que tomó la decisión en conjunto con el fiscal nacional Jorge Abbott y el titular de la investigación en cuestión, Pablo Gómez, informó este martes el diario La Segunda.

El persecutor que llevaba un rol protagónico en la causa decidió salir a aclarar su determinación, en medio de la publicación del vespertino que apuntaba a “diferencias insalvables en el equipo investigador”.

En conversación con CNN Chile, Arias aseguró que “no es posible hablar de quiebres, lo importante es que el criterio que ya hemos sentado inicialmente en esta investigación se mantenga y yo no veo por qué esos criterios vayan a cambiar”.

Por su lado el profesional manifestó que lo que se produce siempre son la exposición de distintos puntos de vista y opiniones, por lo que eso no puede ser considerado como diferencias insalvables o algo por el estilo. “Siempre hay cambios de opiniones en un equipo de investigación, y eso enriquece”, detalló.

Al ser consultado derechamente por si se busca tapar o frenar el caso SQM con su salida, el fiscal contestó que “la verdad que en esta investigación no creo que sea posible tapar ningún tema, asunto o antecedente que está en la carpeta”.

Precisó que en el caso como tal “hay otros querellantes y está en la mira de la ciudadanía. No creo que sea posible tapar antecedentes por la salida de un fiscal”.

A su vez, el persecutor aclaró que “todo antecedente se debe seguir indagando y nosotros tenemos que cumplir nuestra función con objetividad. Lo importante es que esos antecedentes sean conocidos por los imputados para que ellos puedan defenderse y en lo que dice relación de esta investigación deberá pasar por él (Pablo Gómez). Si él está de acuerdo con lo que yo señalo, pero eso depende del fiscal regional de Valparaíso”.

Hay que precisar que Arias dentro de la investigación había puesto foco en el vínculo entre el ex candidato presidencial Marco Enríquez-Ominami, a través de la boletas emitidas a la minera no metálica por su ex brazo derecho Cristián Warner”.

Esto no era lo único que estaba sobre la mesa del fiscal en cuestión, puesto que también tenía bajo su lulpa al senador Fulvio Rossi y a los correos entre el ex ministro Pablo Longueira y el ex gerente general de SQM, Patricio Contesse.

En el equipo investigativo, Arias trabajaba codo a codo junto a la persecutora Carmen Gloria Segura.

Uno de los que salió al paso de la noticia fue el abogado querellante de Ciudadano Inteligente, Mauricio Daza, quien calificó la información derechamente como “un duro golpe para la investigación del caso SQM”.

Aseguró que “es un golpe bastante grave, un retroceso y se da en un contexto que queda a cargo solo el fiscal Pablo Gómez, quien no tiene la trayectoria suficiente para investigar delitos trtibutarios como estos”.

En otros pasajes de sus declaraciones recordó que Gómez “es el marido de la ex ministra de justicia de Piñera (Patricia Pérez), en un contexto que existen otros ex ministros (Longueira) que aparecen involucrados en esta misma arista”.