Una turba de una aldea indígena del oeste de Guatemala vapuleó y quemó vivos a cuatro presuntos asaltantes, de los cuales tres murieron en el lugar, indicaron hoy los cuerpos de socorro.

Los hechos tuvieron lugar la noche del lunes, cuando las cuatro personas fueron acusadas de asaltar a unos vendedores de tarjetas telefónicas en Máquivil, una pequeña comunidad ubicada en San Miguel Ixtahuacán, al oeste de la capital, en el departamento San Marcos.

Supuestamente los asaltantes intentaron atropellar a dos trabajadores de una empresa de telefonía móvil para robarles el dinero de lo que habían vendido a lo largo del día, y en este ataque hirieron al guardia de seguridad Adelso Rogelio Carreto López, de 30 años, quien murió minutos después en un hospital.

Después del asalto, un grupo de pobladores enrarecidos capturó a los cuatro supuestos asaltantes, los llevó al centro de la comunidad, los roció de combustible y les prendió fuego.

Un grupo de agentes de la Policía Nacional Civil (PNC) entró en el lugar para rescatar a las víctimas, de las que solo una sobrevivió y está en estado grave en un hospital, con quemaduras en el 80 % de su cuerpo, según medios locales.

Las autoridades no han informado aún de ninguna detención.

Según un informe de la organización humanitaria Grupo de Apoyo Mutuo (GAM), entre 2008 y 2015 se registraron en Guatemala 1.367 casos de linchamientos, que incluyen 305 muertos y 1.062 personas heridas.

Video con imágenes no aptas para gente susceptible.