El PRI le hizo la tapa ál Gobierno al anunciar hoy que votarán en contra de la partida de Educación para el Presupuesto 2012 que se discute hoy en el Congreso.

Fue la diputada Alejandra Sepúlveda quien le comunicó la decisión al ministro Cristián LArroulet en La Moneda, con lo que se le complica el camino al Ejecutivo en el parlamento.

La representante del PRI dijo que “Por lo menos el diputado Pedro Araya y yo vamos a votar para que exista una mixta el día de hoy” agregando que “esperamos en esa mixta tener la posibilidad de que el Gobierno asuma otro compromiso en términos de lo que tiene que ver con regular y fiscalizar la educación superior”.

Los parlamentarios independientes, cuyos votos son determinantes para poder aprobar las platas para educación, ya han deslizado que se alinearían con la oposición al momento de votar.

Larroulet por su parte tiene fe en que obtendrá los votos aunque sea en segunda instancia. “Yo espero que ellos recapaciten y podamos tener si no su voto en la sala, su voto de todas maneras en la comisión mixta en el día de hoy en la tarde o mañana”, dijo el encargado de los vínculos políticos entre La Moneda y el parlamento.

La Moneda: Si vamos a comisión mixta no hay drama

Al comentar el anunciado rechazo del PRI a la partida de Educación, el ministro secretario general de Gobierno, Andrés Chadwick, afirmó este lunes que La Moneda no pierde su esperanza de que sea aprobado en la Cámara de Diputados.

“En el caso del presupuesto de Educación, tenemos la esperanza de aprobarlo en la Cámara de Diputados. Y si vamos a una comisión mixta, tampoco hay un drama”, afirmó el vocero.

Chadwick dijo que el Gobierno espera que una mayoría parlamentaria apruebe el proyecto, e hizo ver que aún se ignora qué va a hacer la Concertación.

A su juicio, el trámite del erario dejó al descubierto una “división” al interior de la oposición, aunque destacó que senadores de este bloque “facilitaron las cosas al abstenerse en el Senado, y creo que en el fondo de sus corazones saben que el esfuerzo que hizo el Gobierno y lo que significa esto para Chile, es realmente muy bueno”.