Un alemán que acudió ayer a un restaurant en Berlín fue sorprendido por el actor George Clooney, quien pagó su cena sin que el individuo se percatara de que se trataba de una estrella de cine.

El rotativo “Bild” recoge las declaraciones de, sujeto, Oliver Hermann, un hombre de negocios berlinés de 50 años.

Hermann relata al diario que el pasado viernes acudió a cenar solo en el restaurante Royal Grill, después de que un amigo lo dejara plantado por falta de tiempo.

En la mesa vecina había cuatro clientes que bebían vino tinto y conversaban en inglés, recuerda Hermann, a los que, muy educado, “sonreí y les deseé un buen apetito antes de tomar asiento”.

Tras cenar, una ensalada y un bistec con verdura y papas acompañados de vino tinto, pidió la cuenta y el camarero le dijo que estaba invitado por su vecino de mesa, que creía haberle molestado con una conversación subida de tono.

“No era cierto. Se comportaron muy educadamente y a mí me dejaron de una pieza”, comenta Hermann, quien entregó a Clooney su tarjeta de visita con la intención de “tomarme la revancha” e invitarle a su vez en otra ocasión.

El berlinés destaca que no fue hasta el momento de abandonar el restaurante, cuando otro huésped se lo comentó, cuando se dio cuenta de que había sido invitado a cenar por el actor estadounidense, que vive actualmente en Berlín, donde prepara el rodaje de su próxima película, “The Monuments Men”.

Dicha cinta está ambientada en la II Guerra Mundial y que narra la historia de una unidad especial británico-estadounidense que tiene el objetivo de salvar obras de arte del nazismo.

Con un presupuesto inicial de 80 millones de dólares, el filme comenzará a rodarse el 1 de marzo en los históricos estudios cinematográficos de Babelsberg, a las afueras de Berlín y se espera que acabe no antes de mediados de mayo, asegura el diario.

Clooney, que es director, productor y protagonista de la película, ha contratado para participar en la cinta a figuras como Cate Blanchett, Matt Damon, Bill Murray, Jean Dujardin y Daniel Craig.