El ejecutado tío del líder norcoreano Kim Jong, Jang Song Thaek, habría sido “desnudado, arrojado a una jaula, y comido vivo por una jauría de perros hambrientos”, según señala el sitio de NBC News haciendo eco de una nota del diario Wen Wei Po de Hong Kong, ligado al Partido Comunista chino.

Aunque no confirmada por fuentes oficiales, la tétrica información indica que el ex hombre fuerte del régimen de los Kim fue atacado por 120 perros de caza que no habían comido en cinco días, todo a la vista de su poderoso sobrino y 300 de sus más cercanos colaboradores.

El medio norteamericano especula que la noticia puede ser falsa y todo tratarse de una operación de la diplomacia china, la que actuando a través del Wen Wei Po, intentaría distanciarse del mundialmente defenestrado Partido Comunista de Corea del Norte.

Jang Song Thaek fue condenado a muerte por “intentar derrocar el Estado con todo tipo de intrigas y métodos despreciables”, acusado de tener “una ambición salvaje de agarrar el poder supremo”, y calificado por las autoridades como un “corrupto, mujeriego, jugador y drogadicto”, y en suma, como “una despreciable escoria humana”.