ebola Efe

Un caso de profundo amor por los animales arrojó la tragedia de la española contagiada con ébola, la primera persona en contraer la enfermedad fuera de Africa.

El diario el País cuenta que el marido de la auxiliar de enfermería afectada hizo un desesperado llamado a través de las redes sociales para que no sacrifiquen a la mascota de ambos.

Según Javier L. R, personal de la Comunidad de Madrid se puso en contacto con él para pedir su consentimiento para matar al perro Excálibur.

El animal se encuentra solo en la casa de la pareja, ya que ambos se encuentran internados.

Por medio de la asociación AXLA (Amig@sXlosanimales) pidió ayuda y logro difundir la información.

“Hola, me llamo Javier L. R., soy el marido de Teresa R. R., la auxiliar contagiada de ébola por tratar de forma voluntaria a los dos pacientes contagiados que fueron repatriados a España.

Quiero denunciar públicamente que un tal Zarco, creo que es jefe de sanidad de la Comunidad de Madrid, me ha dicho que tienen que sacrificar a mi perro así, sin más. Me pide mi consentimiento a lo cual me he negado rotundamente. Dice que entonces pedirán una orden judicial para entrar por la fuerza en mi casa y sacrificarle.

Yo antes de venir al hospital le deje varios cubos de agua, la bañera también con agua y un saco de pienso de 15Kg para que tuviera comida y agua. También le deje la terraza abierta para que haga sus necesidades.

Me parece injusto que por un error de ellos quieran solucionar esto por la vía rápida.

Un perro no tiene porque contagiar nada a una persona y al revés tampoco.

Si tanto les preocupa este problema creo que se pueden buscar otro tipo de soluciones alternativas, como por ejemplo poner al perro en cuarentena y observación como se ha hecho conmigo. O acaso hay que sacrificarme a mí por si acaso”, fue el mensaje que publicó en su cuenta de Facebook, texto que reproduce el País.