rumpy-a1

Fiel a su estilo sin pelos en la lengua, Roberto Artiagoitia -más conocido como el Rumpy- sacó su ametralladora para darle con todo al cuestionado control preventivo de identidad aprobado en la sala del Senado.

En ese sentido, en conversación con El Dínamo, el conductor radial evita disparar contra el vocero de Gobierno, Marcelo Díaz, ya que a su juicio, “me parece que no tiene que recaer en él la culpa de este golpe a la ciudadanía… Díaz sale a dar cara porque es su pega”.

A renglón seguido recalcó que “a quien hay que apuntar es a Felipe Harboe, él es un traidor”.

Precisó que “no podís dejar al criterio de los pacos a quien llevar detenido o controlar. Eso no es así, no puede ser así. Es un retroceso coartar las libertades individuales. Si yo voy y miro a un paco con cara de degollador. ¿Me puede llevar preso porque lo miro feo? ¡No poh, hueón! ¿Por qué?”.

Por su parte, cuestionó que si anda sin carnet lo pueden llevar preso porque un carabinero considera que lo miraron feo simplemente, y eso “no puede ser”, dijo.

En este punto de la conversación el Rumpy advirtió que “acá no podemos dejar a criterio de los pacos nada, porque los pacos son descriteriados. No hay un criterio uniforme, si es por algo que existen las leyes: si te pasas la luz roja, pagas cuarenta lucas. Listo. No puede ser que si te pasas la luz roja, el paco sea el encargado de decidir, bueno veamos qué luz roja. No puede haber un criterio, que sea ‘al criterio’, valga la redundancia. Porque puede ser que, por ejemplo, para un paco equis dos huevones tirados en el pasto sea algo la raja, que están tranquilos descansando, y al otro le parezca que están infringiendo alguna norma municipal. Las leyes tienen que ser claras, no pueden quedar bajo criterio de nadie, menos de un paco que puede haber tenido un turno nocturno terrible, o que ande cagado de calor arriba de la moto, teniendo un día de mierda”.

Al ser consultado por los motivos para poder aprobar un proyecto como este, Artiagoitia contestó que “somos un país ratón, ombliguista, cagón, que no ve. Todo el mundo se mueve hacia las libertades individuales, a no policializar, a que la policía tenga un rol menor en la calle, de no tener Estados policiales. Puta, desde China a Alemania eso prevalece, pero Chile está extraviado. Tenemos políticos que no tienen sintonía con nada. No están pensando, no están haciendo la pega en el sentido amplio, de ver qué es mejor para todos, de ver para donde va la micro”.