¿Por qué nos provoca más placer comer que tirar?: entendidos en sexualidad y gastronomía responden

¿Por qué nos provoca más placer comer que tirar?: entendidos en sexualidad y gastronomía responden

Este mes, la tienda Japi Jane y Criteria Research realizaron la primera encuesta sobre placer sexual en Chile. El estudio denominado “Nación Placer”, reveló que sólo un 11% de los chilenos mencionan al sexo entre las actividades que más le genera placer muy por debajo de un 51%, que eligen a la comida y la bebida como la actividad más placentera en su día a día. Aquí, ex Master Chefs, sexólogas, escritoras, entre otros intentan responder por qué preferimos comer y beber que tirar.

Jane Morgan, dueña del sexshop Japi Jane:

“El sexo es un placer que requiere una inversión de tiempo, mientras que comer es muy inmediato, los despachos son las 24 horas y al alcance de un click. Entonces las actividades placenteras que requieren más tiempo quedan desplazadas. Además, el sexo ya no está tan presente en el día a día de las personas, solo un 14% de la población en Chile disfruta de una sexualidad placentera y frecuente. Entonces yo creo que cuando uno tiene un orgasmo con menos frecuencia, eso queda menos grabado en el día a día. Sabemos que el orgasmo es más intenso que comer, por ejemplo, una hamburguesa, pero la frecuencia sexual es poca, entonces ya no está dentro de las primeras cosas que aparecen en la mente cuando se pregunta por placer”.

Yann Yvin, chef internacional y exjurado de Master chef:

“Si lo analizamos sociológicamente, la comida es lo que nos permite sobrevivir y el sexo, en un principio, es para la procreación. Después ambas pasan a ser placenteras. Yo creo que el placer que genera la comida es diario y se presenta de manera más repetitiva: hay almuerzo, desayuno y cena. No creo que el sexo sea tan intenso y se de tres veces al día. Entonces, la comida es un placer más accesible para todo el mundo. Hay gente que no tiene acceso al sexo por diferentes motivos, pero la comida es un placer universal, mientras el sexo sabemos que no”

June García, escritora feminista:

“El modelo de vida actual deja poco tiempo para el descanso y el ocio. Por eso la mayoría de las actividades placenteras tienen que ver con que la gente trabaja muchas horas, entonces eligen actividades para poder reparar física y mentalmente el cuerpo. Yo creo que aquí el punto central, que es una preocupación que tenemos las feministas, tiene que ver con la educación sexual. El hecho de que la sexualidad no se entienda y se enseñe solamente desde la reproducción y la no reproducción, hace que la gente crezca con una sexualidad mucho más truncada. El disfrute en la sexualidad no se enseña, no se explican los temas de afectividad que son super importantes(…) La educación sexual es heteronormada y coitocentrista y no le da el espacio a la sexualidad para que se entienda como una parte integral de nuestras propias vidas”.  

Paola Molina, escritora de Confesiones de una soltera:

“Yo creo que esto tiene que ver con la pandemia. Con todos lo del coronavirus me imagino que comer o ver series es más seguro que tirar. A mi de hecho me da miedo tirar, casi no he tirado en la pandemia porque me da miedo contagiarme y morir. Para la gente soltera es mucho más riesgoso pinchar con gente por Tinder. Yo cuando he tenido citas me cuido mucho dos semanas antes de juntarme con esa persona y las dos semanas posteriores las paso como el hoyo pensando que a lo mejor me contagié, entonces me imagino que la pandemia tiene que ver con los resultados. Es más riesgoso estar en contacto intimo con alguien, sobre todo cuando uno no tiene relaciones estables.

Laura Leal (Vulva furiosa), terapeuta sexual y activista en placer y autonomía del goce:

“Creo que la razón principal que el sexo este en un segundo plano es que en Chile aún no se relaciona el sexo con el placer, se ha vivido una sexualidad reprimida y muchas veces se relaciona con efectos negativos. Aún se relaciona la sexualidad al coito y a la heterosexualidad, por lo que es real que muy pocas mujeres tienen orgasmos por falta de autoconocimiento y muchos hombres sólo piensan en su propio placer“.

“También en Chile el sistema de vida es muy duro, se prioriza el trabajo y no hay tiempo para el goce, el descanso y el sexo, ya no queda energía al final del día. Al mismo tiempo, la cultura de la violación también afecta en la manera de percibir el sexo y es una realidad que muchas mujeres han sido víctimas de abuso sexual y si no han pasado por un proceso Terapéutico y de sanación es muy probable que no disfruten del sexo. Veo necesario ampliar nuestra idea de Sexo y saber que va mucho más allá del coito y que siempre debe ser una experiencia placentera. En esta encuesta hay que tomar en cuenta que este año fue diferente, lleno de emociones nuevas, estrés y miedo, razón por la que las otras necesidades básicas primaron”.

Comentarios
Sabía ud que... La pandemia nos enseña a valorar las pequeñas cosas, especialmente las microscópicas -------------------------------- Sabía ud que... Cada vez que a Piñera lo denuncian por el caso Enjoy pone cara de póker -------------------------------- Sabía ud que... En Las Condes y Vitacura las candidaturas de izquierda ya entraron en tierra derecha -------------------------------- Sabía ud que... La gente espiritual, de colación se come un Súper Osho -------------------------------- Sabía ud que... El matinal del 13 es como el coronavirus: nadie lo ve, pero se sigue transmitiendo --------------------------------