Hombre que andaba a caballo entregó su versión de la pelea que involucró a Mark González

MegaNoticias

“El gallo se enojó y se calentaron los ánimos”: la versión del hombre que andaba a caballo sobre la pelea que involucró a Mark González

El hombre que presenció los hechos explicó cómo se habría originado la pelea que terminó con el exfutbolista lesionado tras ser golpeado y apedreado.

Tras la violenta pelea que tuvo como uno de los protagonistas al exfutbolista, Mark González, en el cerro Loma Larga en la comuna de Lo Barnechea, el hombre que aparece sobre un caballo en el video del incidente entregó su versión de cómo ocurrieron los hechos en cuestión.

Cabe recordar que el exseleccionado nacional reveló que quedó con algunas lesiones tras la riña, detallando además que está en su casa “en reposo, por el tema de la lesión a la vértebra (…) Esto no va a quedar así, no va a quedar impune. Voy a llegar hasta el final para que se haga justicia. Lo que más me da lata es lo que vivieron mis hijos”.

Ante esta situación es que Jilberto, el hombre que llega en caballo mientras se producía la pelea que involucró a Mark González se refirió al caso, afirmando que “esta gente fue a aquella loma y yo les dije que se devolvieran porque andaban con un perro”.

En conversación con el matinal ‘Mucho Gusto’ de Mega, el hombre además acusó que en dicho momento Mark y su familia “pararon y dieron malas respuestas, groseras. Pararon donde hay un letrero, entonces vinieron mis nietos y les dijeron que se fueran”.

En tanto, sobre los motivos para echar del lugar al exfutbolistas, argumentó que “este es campo ganadero, es privado, las vacas están pariendo (…) Los chiquillos les dijeron ‘ya váyanse, salgan de aquí’ y el gallo (Mark) le largó el perro y hay uno que fue mordido”.

“Cuando el perro se les tiró, le iban a pegar al perro los chiquillos y ahí el gallo (Mark) se enojó y se calentaron los ánimos (…) Por el perro empezó todo y después llegó mi hijo y ya estaban peleando, porque el gallo no recogía el perro”, añadió Jilberto.

“Yo vine a apartarlos, a mí no me conviene que peleen así. Ahí llegó mi hijo y como le estaban pegando los chiquillos, ahí el hombre (Mark) pescó un cañón de agua potable y empezó a darle”, sentenció el hombre.

Comentarios