Secciones

Más en The Clinic

The Clinic Newsletters
cerrar
Cerrar publicidad
Cerrar publicidad

Nacional

12 de Julio de 2023

“No me paran”: Mujer denuncia que normativa sobre puerta trasera hace que choferes no la dejan subir con coche

Captura CHV Noticias

La mujer de La Florida expresó sentirse vulnerable ante este escenario que le impide transportarse con facilidad. Asimismo, precisó que incluso algunos conductores le han confesado sentir miedo a que los fiscalizadores los multen por abrir la puerta trasera del bus.

Por

Nuevas críticas sigue sumando la nueva normativa del Ministerio de Transportes sobre el uso de la puerta trasera de buses. Lo anterior luego de que una mujer denunciara que los choferes de la Red Metropolitana de Movilidad le han negado subir con el coche de su hijo.

La madre expuso la situación mediante un video en el que mostraba cómo tras esperar por una micro en un paradero de los recorridos E11 y E12 en La Florida estos no la dejaron subirse. “Me han visto que les pido por favor (que me dejen) para subir y no me paran, se ríen”, afirma la persona.

El problema surge por el hecho de que la mujer al andar con un coche de guagua no puede ingresar al bus por la puerta principal debido al torniquete. Producto de esto es que se ve obligada a pagar el pasaje y subir por la puerta trasera.

Sin embargo, la madre denunció que los choferes no le están dando la posibilidad de realizar esta acción. “Hacen que van a parar y se ríen. Yo sé que no son todos, pero esto es horrible”, añadió en su relato.

“Es frustrante, da rabia y pena

La mujer posteriormente se identificó como Rocío y, en conversación con CHV Noticias, entregó más antecedentes de su denuncia. En esta línea, explicó que la jornada en la que grabó el video debía hacer unos trámites.

“Me siento vulnerable, el tener que ir con tus hijos con coche y que no te paren, que no puedas subir. Yo necesitaba hacer unas diligencias y estuve tres cuartos de hora esperando en el paradero que algún chofer me parara para poder subir”, señaló.

Ante la compleja situación que significó que los buses no se detuvieran, sostuvo que tuvo que caminar casi un hora para llegar a la estación de Metro Vicuña Mackenna. En el lugar además expuso que se perdió e incluso el ascensor estaba fuera de servicio.

Rocío además aclaró que “no es que yo no pague mis pasajes”, por lo que expresó “es frustrante, da rabia y pena. Como que iban a parar y me miraban, se reían y seguían andando”. La mujer además precisó que esta situación no ocurría antes, sino que se hizo frecuente desde que el Ministerio de Transportes dispuso la nueva normativa.

En el reportaje en tanto hicieron el ejercicio con la mujer repetir la acción para comprobar la actitud de los conductores de bus. Si bien uno de estos accedió, el resto se negó a abrir la puerta trasera y otros no siquiera se detuvieron.

“Dos chóferes de ellos me dieron la explicación de que tenían miedo a que subieran los fiscalizadores. Les da miedo eso. No se querían calentar la cabeza, les daba miedo. Por eso no me abren las puertas y no solo a mí, yo creo que le está pasando a muchas personas”, aseguró.

Sobre este problema se refirió la directora de Transporte Público Metropolitano, Paola Tapia, quien aclaró que pese a la nueva normativa, “siempre estará permitido que personas con discapacidad, movilidad reducida, mujeres embarazadas o que están a cargo de llevar a un niño menor o un coche, también tengan la posibilidad de acceder por la puerta trasera”.

Notas relacionadas

Deja tu comentario