Caso CNA: fiscalía pide ampliar plazo de investigación luego de recibir informes sobre la Uniacc

La solicitud fue ingresada al Octavo Juzgado de Garantía por el perseguidor penal Pablo Norambuena, quien estratégicamente aprovechará para pedir más tiempo, una audiencia que se realizará hoy para definir al defensor de las universidades del MAR, Pedro de Valdivia y Sek, que fueron formalizadas por Ley de Responsabilidad de las Personas Jurídicas el pasado 22 de mayo.

La investigación del caso CNA que lleva el fiscal oriente Carlos Gajardo, se extenderá luego que ayer su colega Pablo Norambuena solicitara al Octavo Juzgado de Garantía una ampliación de plazo para seguir adelante con la indagatoria.

Norambuena le solicitó al tribunal que fije fecha para que el asunto se discuta en una audiencia especialmente para ello, atendido a que ayer 22 de julio se cumplen dos meses desde que en mayo le otorgara 60 días para terminar el caso, luego que fueran formalizadas por el delito de responsabilidad penal de las personas jurídicas, las universidades Pedro de Valdivia (UPV) del Mar (UDM) y Sek. Norambuena, en todo caso, aprovechó que hoy se desarrollará una audiencia relativa a la designación del llamado “curador ad litem”, figura que estará a cargo de representar a las casas de estudios ya mencionadas. En la oportunidad –es lo más probable- solicitará la ampliación de plazo.

La decisión del Ministerio Público se produce luego que recibiera de la PDI un detallado informe de los contactos vía mail que mantuvo el ex presidente de la CNA, Luis Eugenio Díaz con el ex rector de la Uniacc, Hermann Schwarz, tal como lo adelantó este diario.

Luquitas

Díaz está formalizado por los delitos de lavado de dinero y cohecho y mientras ostentaba el cargo de titular de la CNA, generó a principios de 2010 un acuerdo económico con Schwarz para lograr la acreditación de la casa de estudios que consistía en 100 millones de pesos, divididos en un pago de 70 y otro de 30 palos de obtenerse la acreditación por cuatro años.

De esa cantidad de lucas, Díaz sólo cobró 20 millones, debido a que Schwarz -a la sazón rector y presidente en Chile del Grupo Apollo, una multinacional de la educación- fue removido de sus funciones.

Uno de los mails con los que cuenta el fiscal es revelador, pues Díaz ofrece el servicio: “Una asesoría en el diseño e implementación del proceso de gestión y aseguramiento de la calidad y en particular, del proceso de re-acreditación institucional de la universidad. La asesoría se brindaría especialmente al presidente ejecutivo y al Rector, así como al comité o comisión de acreditación y demás instancias colectivas que lo requieran. El consultor revalidaría al menos una vez al mes el estado de avance del proceso de acreditación y los documentos que al respecto se elaboren… El proceso de consultoría se extendería desde esta fecha hasta que se adopte la decisión definitiva de acreditación. Los honorarios por esta consultoría ascenderán a la suma de $70.000.000 a todo evento y de $30.000.000 adicionales para la eventualidad que la universidad sea acreditada por 4 años”.

Para la Uniacc, como para las otras universidades ya mencionadas, contar con la acreditación de la CNA, no era sólo un mero trámite formal. Les permitía que sus estudiantes pudieran acceder al Crédito con Aval del Estado (CAE), dinero fresco que no siempre fue invertido en la misma casa de estudio, sino triangulado a través de empresas relacionadas, que iban a parar a los bolsillos de los dueños.

A raíz de este vínculo, hoy convertido en sospecha procesal, es que Schwarz será interrogado por Gajardo en calidad de imputado. Por esta razón el ex rector designó la semana pasada como su patrocinante al abogado Miguel Chaves, ante la eventualidad que sea formalizado.

En el caso CNA están formalizados en calidad de autores de blanqueo de capitales el ex presidente de la CNA, Luis Eugenio Díaz, el ex rector de la UDM Héctor Zúñiga y Ángel Maulén, uno de los dueños de la UPV. El primero además lo está por cohecho y negociación incompatible, mientras que los restantes por soborno, junto al ex rector de la SEK, José Schroeder.

Comentarios