letelier A1

El senador PS Juan Pablo Letelier aseguró que si bien Sebastián Dávalos fue “imprudente” al participar en el polémico negocio inmobiliario de la empresa de su esposa en Machalí, la investigación que la Fiscalía inició luego de una denuncia de RN por supuesta negociación incompatible y violación de secreto arrojaría que no existió ningún ilícito.

“Lo que ha ocurrido no es porque haya habido ilegalidad según lo ha expresado el mismo fiscal de la Región de O’Higgins, sino por la imprudencia de uno de los actores de la empresa, que tiene que ver con una persona que tiene connotación pública. Y esto, evidentemente, lo buscaron y lo expusieron porque tiene esta connotación pública, que nadie se engañe. Eso es lo que ha ocurrido, esto está en un contexto político mayor que está viviendo el país, lo lamento. Lamento la imprudencia, pero tengo un juicio de que esto está inserto dentro de lo que hacen personas vinculadas a la industria inmobiliaria todos los días en Chile”, dijo en entrevista con El Mercurio.

En esa linea, el parlamentario por la zona opinó sobre Sebastián Dávalos que “esto comenzó mucho antes que la Presidenta Bachelet asumiera su cargo, pero debió haber evaluado la posibilidad de que alguien lo usara contra ella, porque esto no tiene que ver con él, la están atacando a ella. Si Dávalos no fuera el hijo de la Presidenta Bachelet, nadie hubiera tomado ningún interés en esta compra de terrenos, que es algo que pasa cotidianamente en Chile”.

Sobre la eventualidad de que exista alguna ilegalidad con el cambio de uso de suelo que se pretendió beneficiaría a la empresa Caval, Letelier lo negó destacando que “los alcaldes de Machalí y de Rancagua son de la UDI”, por lo que “insinuar que hay una concomitancia entre los alcaldes que promueven los cambios de los planos reguladores con el hijo de la Presidenta Bachelet me parece errado, tirado de las mechas. No es así”.

“Es algo que se viene discutiendo desde hace muchos años, no es de este gobierno, y no creo que el gobierno del Presidente Piñera haya estado facilitando cosas para que una inmobiliaria, puntualmente, pudiera tener un beneficio. No le doy una connotación que otros le han dado a esto desde el principio, y creo que con la información que existe no hay ningún delito a la vista”, añadió.

Para el senador PS, por tanto, la polémica “es consecuencia del caso Penta, donde la UDI está buscando un empate. Yo creo que no hay empate ni goleada en estos temas. Aquí están tratando de perjudicar a la Presidenta, por eso se ha abordado esto, y estoy seguro de que en todo este caso se va a demostrar que no hay ninguna irregularidad ni tráfico de influencias”. Sobre la reunión de Dávalos con el dueño del Banco Chile, Andrónico Luksic, planteó que “no es un delito que la gente se junte”, y que “un dueño de un banco se junte con las personas no me parece un ilícito”.

La investigación va a demostrar la inocencia de todos. Creo que el señor Dávalos cometió una tremenda imprudencia con lo que hizo, pero me imagino que inmobiliarias como la de él hay muchas presentes, no solo en la Sexta Región, sino que en todo el país (…) Seguro que esta no es ni la primera inmobiliaria ni la última que va a hacer ese tipo de operaciones, y creo que eso es posible solo porque no hay una política de suelo. Yo creo que no hay un instrumento tributario adecuado para gravar lo que es la plusvalía, la propiedad”, explicó el parlamentario.

“La que va a pagar los precios de las viviendas va a ser gente de trabajo, de esfuerzo, de la clase media. No me gusta, me indigna, me da rabia, me molesta, que no quepa la menor duda. Me parece no solamente imprudente que esté metido Dávalos o su señora. Me molestan más las consecuencias que hay en esta evaluación de suelos”, concluyó.