Joaquín Godoy 01

El presidente de Amplitud, Joaquín Godoy, solicitó la salida de Michel Jorratt del Servicio de Impuestos Internos, debido a posibles conflictos de interés que la actual cabeza del ente fiscalizador puede tener sobre Asesorías y Negocios SpA, empresa de Giorgio Martelli, operador político y recaudador de las platas en la primera campaña de Bachelet, que además facturó a Salar, la filial de SQM.

Cabe recordar que durante este lunes Jorratt anunció que se inhabilitaría “voluntariamente para conocer y resolver sobre cualquier materia del ámbito judicial o de fiscalización que analice el organismo en relación con las empresas con las cuales, en su calidad de consultor independiente, haya tenido algún tipo de vínculo laboral durante los últimos 2 años previos a asumir el cargo”, lo que incluye a la empresa de Giorgio Martelli, Asesorías y Negocios, firma a la que boleteó Jorratt.

Las empresas e instituciones incluidas en la resolución son Pehuén Consultores, Cieplan, Asesorías y Negocios, el Centro de Estudios Públicos (CEP), Etcheberry Asesorías y Negocios, Universidad de Chile, Universidad de Talca, Universidad Diego Portales y Universidad Adolfo Ibáñez.

Luego de que el asunto saliera a la luz pública, Jorratt dijo -en entrevista que emitió El Mercurio publicada el 13 de abril- que “firmé tres contratos entre enero de 2012 y marzo de 2013. El pago mensual fue de $1.111.111″.

La relación laboral entre Jorratt y Martelli habría terminado antes de que en 2013 se instalara el comando presidencial de Bachelet. Situación que el propio Jorratt también aclaró en El Mercurio.

En ese sentido, Godoy golpeó la mesa y enfatizó que “la Presidenta (Bachelet) no puede seguir mirando el techo. Hoy el director del SII tiene graves conflictos de interés no porque hacía auditorías, sino porque es una de las personas cuestionadas que emitió boletas a la empresa de Giorgio Martelli, que todos sabemos era la caja pagadora de las campañas de la Nueva Mayoría”.

Sobre la ratificación de Jorratt en el cargo por parte del Gobierno demuestra desconexión ante la transparencia que pide la ciudadanía “en un caso emblemático donde queremos fiscalizar cómo se financia la política”.

El diputado no se quedó ahí y apuntó a que Bachelet no puede salir hablando ante la ciudadanía diciendo que quiere recuperar la credibilidad, “si va a tener tal soberbia y tal falta de empatía con los chilenos, y mantener en el cargo del SII a un director que todos sabemos va a hacer lo imposible por evitar que se investigue un caso donde el mismo está vinculado”.

“No podemos tener a un director de SII que se inhabilita en el caso más importante para devolverle la credibilidad a la política. Los chilenos lo que esperan hoy -de una vez por todas- es que se transparente el financiamiento de la política y el gobierno está poniendo en el cargo a una persona que va hacer lo imposible para que no se investigue”, criticó el presidente de Amplitud.