asesinato virginia

El esposo de Vicki Gardner, la encargada de la Cámara de Comercio que era entrevistada por la periodista Alison Parker que fue asesinada cuando hacía un enlace en directo hace pocos días en Estados Unidos, confesó a la prensa que su cónyuge se hizo la muerta y así salvó su vida.

Gardner, que resultó herida, hasta ahora cree que el foco de la cámara no le permitió ver al atacante y quedó encandilada. La mujer, que se encuentra internada en un hospital recuperándose, ha sido acompañada por su esposo Tim quien relató los detalles de la escalofriante escena. “Los primeros cuatro disparos de atacante Vester Flanagan fueron contra la reportera Alison Parker, y los dos siguientes para el camarógrafo de la televisión WDBJ-TB Adam Ward”.

Y agregó: “Ella se agachó y fue baleada. Y como no estaba segura si el atacante se había ido, se quedó allí, haciéndose la muerta hasta que los socorristas llegaran”.

Cabe señalar que en el tiroteo murieron la periodista y su camarógrafo, que fueron impactados en la cabeza y en el cuerpo. Vester Lee Flanagan, el autor de los disparos, disparó 17 veces su pistola Glock.

El victimario, tal como confirmó el gobernador de Virginia (EEUU) minutos después de ocurrida la masacre, es un comunicador que trabajó en la misma estación televisiva que las víctimas; es decir, eran compañeros de trabajo. Acusó a la periodista de conducta racista en uno de los tuits que escribió en la red social después del macabro episodio. “Filmé el tiroteo, vayan a ver en Facebook”, escribió el hombre de origen afroamericano, identificado por la policía como Vester Lee Flanagan y que Twitter aparecía con el nombre de Bryce Williams.

Cuando la policía salió en su búsqueda tras haber ultimado a tiros a sus ex colegas de la emisora WDBJ-TV de Roanoke, Lee Flanagan ocupó su cuenta de Twitter para subir videos del brutal hecho, además de proferir comentarios acusando de racistas a la periodista y el camarógrafo.

“Alison hizo comentarios racistas. ¨La contrataron después de esto?”, publicó en la red el hombre de origen afroamericano.

“Filmé el tiroteo, vayan a ver en Facebook”, agregó en Twitter.

Alison Parker tenía 24 años y Adam Ward 27. Ambos trabajaban en WDBJ-TV desde el años 2011.