Marcelo Díaz A1

El ministro vocero de Gobierno, Marcelo Díaz, se refirió durante la tarde a los resultados de la encuesta CEP de agosto, revelados esta mañana por el Centro de Estudios Públicos, que fijaron la aprobación de la Presidenta Michelle Bachelet en un 22%, la cifra más baja de sus dos mandatos.

“No son resultados que nos agraden”, dijo el secretario de Estado. “Es una cifra que no nos gusta, aunque no trabajamos para las encuestas esperamos que el trabajo y la acción del gobierno (…) pueda redundar en una mejor evaluación en las encuestas”, agregó.

Por otro lado Díaz también comentó sobre los resultados negativos que obtuvieron los partidos políticos y el Congreso del país, puesto que según la encuesta sólo un 10% aprueba a la Alianza y un 13% a la Nueva Mayoría, mientras el Congreso obtuvo un 6% de confianza.

“Son cifras que miramos con atención pero más allá de esperar mejores resultados quiero transmitir una preocupación, y es que, sin prejuicio de la evaluación del gobierno hay un dato que me parece preocupante. La evaluación del Congreso, institución clave de la democracia está en el orden del 6% del respaldo, los partidos políticos, otra institución esencial para el funcionamiento de la democracia en el 3%”, expresó el ministro.

En esa misma línea, el portavoz de La Moneda sostuvo que “hay una evaluación muy negativa respecto de los debates y de la discusión que se da a nivel de la política y los políticos”, agregando que “lo hemos dichos desde el comienzo y lo ha dicho la Presidenta en varias ocasiones, es necesario serenar la discusión pública, poner en el centro las inquietudes y preocupaciones de la gente, discutir sobre los temas de fondo del país”.

El vocero de Palacio señaló que “el cómo discutimos, el cómo debatimos es percibido por la gente de modo inadecuado, incorrecto. Y yo creo que la gente tiene razón, ese es uno de los datos que arroja esta encuesta, la discusión de la política es entendido como un ruido, como un desorden, y no como un debate de ideas, una reflexión sobre distintas miradas de lo que hay que hacer en Chile”.

Díaz hizo un llamado a “mirar con serenidad, con responsabilidad, con sensatez las tareas que tenemos por delante y el rol que cada uno debe cumplir. Ese por tanto va a ser siempre nuestro llamado (…) es posible debatir, tener diferencias pero lo podemos hacer de un modo distinto” añadiendo que “yo interpreto esta encuesta como un llamado a todos sin excepción quienes tenemos responsabilidades públicas”.

Recordemos que la encuesta CEP de agosto reveló que sólo 1% de población siente bastante confianza de la política chilena, mientras un 47% no siente ninguna inspiración de confianza en ella.