Corpesca: Fiscalía ordena al SII entregar direcciones Internet desde donde giraron boletas para Jaime Orpis

Básicamente, Chong busca acreditar que algunas de estas boletas, por ejemplo, fueron hechas y luego enviadas por correo electrónico a Corpesca desde la sede del Congreso Nacional, principalmente el Senado y la oficina del UDI Orpis. En otras palabras, el uso de recursos de Estado ligados a la comisión de delitos tributarios a través de boletas ideológicamente falsas a la empresa del grupo Angelini.

Jaime Orpis A1

La fiscal a cargo del caso Corpesca, Ximena Chong, ofició al Servicio de Impuestos Internos (SII) con el fin de establecer el lugar desde donde fueron emitidas una serie de boletas giradas a favor de esta empresa del grupo Angelini y cuyos pagos llegaron a manos del senador UDI Jaime Orpis.

De acuerdo a los antecedentes recabados por The Clinic Online, Chong solicitó que se establezcan las direcciones internet, conocidas también como IP, ligadas a cada uno de los documentos tributarios.

Básicamente, Chong busca acreditar, por ejemplo, que algunas de estas boletas fueron hechas y luego enviadas por correo electrónico a Corpesca desde la sede del Congreso Nacional, principalmente el Senado y la oficina de Orpis. En otras palabras el uso de recursos de Estado ligados a la comisión de delitos tributarios a través de boletas ideológicamente falsas.

Orpis no es el único complicado con esta diligencia de Chong. Lo están también dos ex oficiales de Carabineros, quienes renunciaron a la institución el pasado junio, una vez que se conoció la entrega de boletas que llegaban a Orpis a través de familiares, quienes a su vez le entregaban las lucas al parlamentario.

Hasta ahora la fiscalía tiene acreditados más de 230 millones que llegaron, por espacio de dos años aproximadamente a Orpis, acuerdo sellado con el ex gerente general de Corpesca Francisco Mujica.

Orpis ha rejurado que se trató de aportes para pagar gastos de campaña y no un soborno para que votara en favor de los intereses de los Angelini en la Ley de Pesca dictada en 2012, hecho que también es indagado por la Comisión de Ética de la Cámara Alta.

La idea de solicitar las IP al SII es la resultante de una serie de testimonios prestados ante Chong por los asesores de Orpis, quienes han reconocido que algunas boletas fueron efectivamente giradas desde el Parlamento.

Con estos dichos Chong terminaría de cerrar el círculo sobre Orpis y quienes emitieron y ayudaron a que el dinero de Corpesca llegara a sus arcas.

Pero no es el único grupo de hechos. Existe otro que apunta al grupo Angelini. Hasta ahora el ex gerente general Francisco Mujica ha reconocido los aportes no sólo a Orpis, sino también a la ex diputada pro Alianza Marta Isasi. Estos últimos quedaron al descubierto, luego que su ex asesor Giorgio Carrillo los denunciara a la justicia.

Pues bien, hasta ahora Mujica -querellado por el CDE y el SII- ha declarado que actuó solo, sin la autorización, al menos expresa, de los dueños de la empresa.

La versión, de todas formas, resulta poco verosímil para una la investigación penal, toda vez que al interior de un holding donde existe una clara jerarquía. En segundo término, la fiscalía busca determinar si en Corpesca existía un ítem destinado a las campañas y si eventualmente hay otros parlamentarios o candidatos que hayan operado de la misma fórmula. Eso sin contar si se cumplieron o no las normas de gobierno corporativo que busca resguardar a la persona jurídicas de prácticas reñidas con la ley.

Comentarios