Hernán Larraín a1

Este lunes y justo en medio de que la Corte de Apelaciones declarara admisible y en trámite la solicitud de desafuero en contra del senador UDI, Jaime Orpis por el caso Corpesca, el timonel gremialista Hernán Larraín abordó el “doloroso” hecho que vive el parlamentario de sus filas.

Según consigna La Tercera, Larraín aclaró de lleno que “las formalizaciones o las peticiones de desafuero no constituyen condenas, sino que son inicios de procesos judiciales o de procesos de investigación. Por lo tanto, del punto de vista constitucional las personas que están en esa situación se presumen inocentes y nosotros no vamos a tomar ninguna medida distinta de la política que hemos seguido hasta ahora”.

El abogado precisó que “tenemos mucha confianza en Jaime Orpis, todo el mundo lo conoce y hay que dejarle tiempo a que se defienda”.

En esa línea y tal como ha sido la línea marcada de su postura en estos casos que remecen a la política, Larraín reiteró que “mientras ni no se pruebe lo contrario uno siempre piensa de buena fe en la gente y piensa por lo tanto que son inocentes”.

“Para nosotros es muy doloroso porque le tenemos gran aprecio y cariño por la labor social que ha hecho en la rehabilitación de drogadictos (…) Y es duro y doloroso verlo involucrado en estas investigaciones, pero esperemos que ellas terminen para poder tener una opinión más definitiva”, cerró.

Cabe decir que este desafuero pedido por Chahuán apunta a la investigación en contra de Orpis por los más de 260 palos recibidos por firmas del grupo Angelini, y sin contar posible mal uso de asignaciones parlamentarias por cerca de 100 palos