Casi cinco horas le tomó al luxemburgués Gilles Müller (número 26 ATP) vencer al dos veces campeón y número dos del mundo, Rafael Nadal, en los octavos de final de Wimbledon.

El zurdo de potente saque había puesto el marcador dos sets a cero a su favor, pero debió batallar hasta el quinto para doblegar al mallorquín.

Luego del 6-3 y 6-4 de Nadal en los parciales tercero y cuarto, la definición quedó en manos de Müller por 15-13 en el set decisivo.

Con esta victoria, Müller chocará ahora por el paso a las semifinales ante el croata Marin Cilic, quien dio cuenta del español Roberto Bautista por 6-3, 6-2 y 6-2.

La de Müller y Nadal era la tercera oportunidad en que ambos se topaban en Wimbledon. En 2005 había vencido el primero en ronda de 64, mientras que en 2011, en los dieciseisavos de final, el partido había quedado en manos del máximo ganador en la historia de Roland Garros.