Pablo Wagner

Luego de que este medio publicara que el nombre del ex subsecretario de Minería de Piñera, Pablo Wagner, apareció vinculado a la arista política del caso Penta, y que fuentes judiciales y de la UDI confirmaran que fue citado a declarar por la fiscalía que lleva la indagatoria, el militante del gremialismo contestó un cuestionario a La Segunda para referirse al tema.

El medio sostiene que fueron ocho preguntas las que se le enviaron al hombre que trabajo en Penta hasta asumir como autoridad del ex gobierno, y que fueron reproducidas íntegramente.

Respecto a los supuestos vínculos con Penta mientras se desempeñaba en la cartera de Minería, Wagner dijo que “como es públicamente conocido” trabajó en la empresa que controlan Carlos Alberto Délano y Carlos Eugenio Lavín por 12 y que esas funciones cesaron antes de asumir su cargo.

Agregó que como la investigación es reservada prefiere guardar silencio, pero sí aseguró que “afirmo categóricamente que mientras me desempeñé como subsecretario nunca tuve alguna participación, directa o indirecta, con algún proyecto minero relacionado con la familia Délano, y por cierto, tampoco instruí o intervine de alguna manera en decisiones referidas a esa materia. Afirmar lo contrario es una infamia que carece de todo sustento”.

Tal como publicó The Clinic Online, la información del eventual vínculo de Wagner en el caso fue un éxocet para la UDI y encendió las alarmas en el piñerismo: justo cuando la presión mediática por el caso Penta comenzaba a disminuir y el partido buscaba poner en agenda su oposición a la Reforma Educacional.

Este medio consignó que el fiscal Carlos Gajardo, a cargo del caso, estaría indagando el pago realizado mediante una de las empresas del holding Penta a Wagner cuando se desempeñaba como Gerente de Proyectos de las empresas hasta su nominación en el Ejecutivo en el año 2010. El conflicto es que los dineros habrían sido pagados mientras el ex personero de gobierno ocupaba el cargo público a través de boletas de un tercero.

De acuerdo a los antecedentes recabados por este diario, Wagner se reservó la semana pasada su derecho a guardar silencio. Básicamente, Gajardo habría encontrado pagos bimensuales que se habrían extendido por casi todo el período en que ocupó el cargo público, es decir, cerca de dos años. Dicha información, cuentan fuentes del caso, la habría obtenido Gajardo a través de los correos electrónicos incautados en Penta a mediados de agosto.

Para enfrentar el caso, el ex subsecretario de MInería contrató a los abogados Gonzalo Medina Schulz y Sebastián Dal Pozzo.